Archivo de la categoría: Fantasías

Viviendo con bestias

Hoy me he encontrado con un vídeo sorprendente en TaoIntegral. Me he quedado totalmente alucinado. Pero, mejor que lo comprobéis con vuestros propios ojos. Mucha gente catalogaría esto de imposible pero, cuando se es un ser integral, todo es posible. Aquí el vídeo:

Grande es la hazaña de este hombre. Se ha hecho uno con la naturaleza y hasta los leones son sus amigos. Ha retornado a la inocencia infantil y las fieras no le hacen daño. Sencillamente increíble, por eso he sentido la necesidad de compartirlo con vosotros.

Sin duda, puede enseñarnos una gran lección.

[Aquí la fuente: TaoIntegral]

Recordando viejos tiempos

Hoy voy a dejar un post atípico, muy atípico.

Llevo los últimos días recordando mis tiempos mozos, cuando me levantaba temprano por la mañana para desayunar y ver los dibujos y luego me dedicaba a jugar. Gracias a Youtube y a toda la gente que sube vídeos, he podido reescuchar también las canciones que ponían en los dibujos.

Hoy, voy a poner aquí una de las canciones que más me gustan (aunque ya no sea tan niño) de una de las series que más me han gustado. La serie Dragon Ball es mítica, sobretodo para los de los 80 y principios de los 90. Puede que algunos de los que me leen la vieran, puede que no. En todo caso, espero que no os disguste demasiado la canción.

¡Un saludo!

El otro reencuentro

Largo tiempo hace que me fui.

Partí, solo, en busca de nuevas experiencias.

Salí, desnudo, sin más abrigo que mis expectativas.

Crucé decido la puerta sabiendo que

lo que aguardaba no todo era grácil.

Me aventuré con la convicción de que

jamás me rendiría ante lo difícil.

Y ahora, que empezaba a flaquear,

que pensaba que no avanzaba y

que andaba por andar;

ahora, pues, que casi me daba por perdido

estando, tal vez, ya a mitad del camino,

me doy cuenta de cuán ingenuo he sido

por no seguir tan agradecido

como el día que marché decidido.

Al partir supe que algún día

necesitaría volver a encontrarme con

mi yo de ese día

y recuperar la alegría.

Ahora veo cómo sí que he mejorado.

Recuerdo que predije que

alguna vez me sentiría apesadumbrado. 

Veo cómo la luz sigue donde siempre ha estado

y además nuevos caminos se abren a mis lados.

Recuerdo que predije que

alguna vez olvidaría lo ganado.

¡Y también recuerdo que dije que

jamás me daría por derrotado!

¿Se puede soñar?

Un largo camino que

angosto parece sigo:

Días y noches por

ríos sin puentes;

meses y años de

escaleras sin peldaños.

Continuar provechoso no es,

algunos dicen,

mas no entienden:

duro o blando nada es.

¿No se puede volar, 

no se puede soñar?

¿Sólo queda llorar,

sólo queda gritar?

Los sueños se cumplen

si tú los crees realidad;

los sueños se cumplen

sólo si tú los vives de verdad.